El Centro Kurdo del PEN ante el deceso

del Papa Juan Pablo II

 

 

El Centro Kurdo del PEN , que congrega escritores de varias tradiciones religiosas , se conduele con los Cristianos Católicos Romanos  ante el fallecimiento de Juan Pablo II.

El Papa  recientemente difunto  deja una gran  herencia de compasión  para todos los seres humanos necesitados.

El extinto pontífice de la Iglesia Católica Romana , era un hombre de pueblo y por su nacimiento provenía de un país que sufrió la división  territorial  y la opresión nacional , demostró que la fortaleza espiritual y la audacia permiten la transformación pacífica y la liberación no violenta de la tiranía y otras formas de injusticia.

Juan Pablo II denunció abiertamente  a los crímenes incluyendo los ataques con armas químicas  contra la población kurda en l988 (en Jalabyá - Irak )

Sus reclamos  y pasos  concretos previnieron  muchos conflictos y salvaron vidas  en el antiguo bloque Soviético, América Latina y otras regiones.

Sus discursos  en docenas de lenguajes  simbolizaban la igualdad entre las naciones que pueblan la tierra.

Su buena voluntad para un diálogo franco con otras religiones  enalteció valores humanos compartidos por mucha gente.

El difunto Juan Pablo II tuvo la capacidad de perdonar  a su potencial asesino y extinguir las llamas de un posible incendio de tensiones interreligiosas.

EL Centro Kurdo del PEN  espera contemplar la continuidad de estos valores  en las acciones de otros líderes tanto espirituales como seculares.

 

 

Centro Kurdo del PEN

 

 

 

 

print

copyright © 2002-2004 info@pen-kurd.org