Una bandera – un estado
 
La Sociedad por los Pueblos Amenazados (GfbV) de Austria
Protesta por las declaraciones racistas del Primer Ministro
Turco
 
 
 
Tradujo Ricardo Gustavo Espeja
 
  
 
 
Comunicado de prensa  de GfbV-Austria , Viena     5/11/2008
 
La Sociedad por los Pueblos Amenazados (GfbV) protestó con energía ante las declaraciones del primer ministro de Turquía , Recep T. Erdogan, el 4 de noviembre pasado ( en ocasión de una conferencia de prensa por la visita del primer ministro del Líbano Fuad Siniora), donde  resaltó que Turquía consistía en una nación , una bandera y una tierra y que toda persona que no estuviera de acuerdo con estas premisas debía abandonar el país. Este ataque racista ignora la existencia de los varios grupos étnicos que habitan en ese país y agita resentimientos entre ellos. El primer ministro continuó con su respuesta ante la pregunta acerca de ¿qué pensaba  de un turco que el domingo 3 del corriente disparó sobre manifestantes kurdos/as? Dijo lo siguiente: Que la paciencia de los ciudadanos tiene un límite y que si fuera necesario ellos se verían forzados a reaccionar de esa forma y con tales medios.
 
Considerando que los disturbios más recientes  en muchas ciudades turcas (entre ellas Trebisonda) , donde bandas de nacionalistas (¿nazionalistas? Nota de R.G,.E) actuando de consuno deseaban linchar a los vecinos de nacionalidad kurda en las calles, las expresiones del primer ministro atendiendo a semejantes antecedentes son atemorizantes pues excita aún más los ánimos mientras que los/as kurdos/as deben hacer “juego limpio”.En estos ataques racistas  los /as kurdos/as que fueron amenazados/as  fueron arrestados/as por perturbar la paz  en tanto que  los culpables de protagonizar estos hechos  no fueron perseguidos, a pesar de que estos ataques han sido documentados con fotos y vídeos.
 
Algunos políticos turcos  y oficiales de alto rango de las fuerzas armadas  turcas siempre han defendido ataques de esta naturaleza y el primer ministro ha tomado su misma línea, por ello es de temer que los elementos nacionalistas se envalentonen y lleven a cabo ataques de mayor envergadura lo que podría llevar a que la situación se podría transformar en una escalada de violencia étnica.
 
La Legalidad constitucional  requiere de organismos apropiados ( el primero y principal es la independencia de los tribunales de justicia) para tratar adecuadamente a quienes infringen la ley . En un sistema democrático provocar una situación de riesgo para personas individuales o grupos por parte de civiles  es un acto punible. Con sus palabras el primer ministro turco Recep T. Erdogan , se ha puesto él mismo contra todo sistema regido por la ley.
 
La Sociedad de Pueblos Amenazados  de Austria  llama al gobierno turco a que reconozca a los grupos étnicos, religiosos y culturales que viven en Turquía y que persiga  a todos los ataques contra estos o cualquier otro colectivo. Y también llama  al primer ministro Recep T. Erdogan  que retire  sus expresiones racistas y discriminatorias que se disculpe con el pueblo kurdo y demás grupos étnicos de Turquía
 

 

  

 

 

print

copyright © 2002-2005 info@pen-kurd.org